viernes, 30 de abril de 2010

LUIS, ALMA Y LA MUJER DE LUIS por Aida Rebeca Neuah

(la consigna, un diario intimo de él y de ella)



Luis y Alma
Hola, soy Alma. Aquí Luis. ¿Chateamos? Se oyó un crack. Tintinearon  campanas. Millones de chispas se encendieron al mismo tiempo en lugares diferentes. Cantidades bochornosas de bits se unieron en un puente a través del cual se transportaría nuestra mutua compatibilidad. Mis neuronas y hormonas se direccionaron largos e interminables días hacia ese ser que acaparó toda mi atención cada minuto. Respiraba, latía, comía, dormía, palpitaba sólo por ella. En Cada nuevo encuentro virtual sentía que crecía nuestro amor y a la vez se hacía más insoportable la situación. Me convertí en un zombie en mi casa, en mi trabajo. Rehuía las miradas inquisidoras de todos, sobre todo las de mi mujer.
Hoy charlando con mi amor, todo explotó. Levanté la mirada y vi a mi mujer. Sus ojos, miles de alfileres, se clavaban en los míos.

Mujer de Luis
Oi un crack. ¿Algo se rompió? Un solo instante bastó para entender lo que estuvo pasando toda la última semana. El conocimiento y la certeza me trajeron solo tristeza e impotencia. Recordé las múltiples teorías que ocuparon mi cabeza. Si estaba enfermo, por ahí problemas en el trabajo, cansancio, alguna cosa que no me quería contar para que no me hiciera mala sangre. También rememoré los esfuerzos infructuosos para que se sintiera mejor, las invitaciones, las insinuaciones, los mimos, el darle espacio y tiempo para que compartiera el asunto que lo preocupaba.
Ahora todo estaba claro, el sonido del campanario me despertó de mi letargo poniendome en igualdad de condiciones para mirarle a los ojos.

5 comentarios:

David dijo...

Me gusta la manera sobre cómo con tan poco texto se trabaja la cosa emocional de la pareja. Realmente bueno. Para mi, faltaría aclarar -con una palabra o dos- la manera en que ella lo descubre.

A.R.N. dijo...

lo miro y le cayo la ficha david. esas son cosas que se saben siempre, hay veces que nos autoengrañamos.

Anónimo dijo...

Ademas....las mujeres tenemos un sexto sentido...

GaMyr dijo...

Muy buen relato Aida,muy grafico.

shula dijo...

y la compu....¿bien? digo,no...despues de este desenfreno, seguro que hubo corte de luz...